5 ACCIONES CLAVES PARA CREAR UNA MARCA DE ÉXITO
By Freddy Maldonado

La marca es algo que todo el mundo dice que es importante, pero pocos se toman el tiempo de hacerlo bien.

Si la identidad de su marca es única, la gente le mirará de forma diferente, y para sus clientes y clientes potenciales, esto podría significar todo.

Hay cinco claves, muy sencillas, que puede seguir para construir su marca y ayudarla a destacar entre sus competidores.

 

1. DEFINIR QUIÉN ES TU PÚBLICO OBJETIVO

Antes de crear tu marca, debe definir quién es tu público objetivo.

Dirigir tu marca a un público amplio puede ser un error. Por ejemplo, supongamos que ha creado una marca de ropa deportiva en línea y decide dirigirse a todos los posibles clientes del mundo que usan ropa deportiva.

Te resultará difícil avanzar en ese sector porque hay muchos competidores con productos similares que buscan la misma atención.

Sin embargo, si reduce su público objetivo a los corredores ocasionales que buscan ropa ligera y de alto rendimiento, se vuelve inmediatamente más específico.

Centrarse en este nicho le permitirá producir contenidos y productos que atraigan a ese público concreto.

Al ceñirse a un nicho, se diferenciará de sus competidores y aumentará sus posibilidades de éxito.

 

2. COMPARTE LAS CUALIDADES QUE OFRECE TU MARCA

Habla de la historia de tu marca, de lo que ofrece y de por qué es única.

Y no tengas miedo de ser personal. Si has creado la marca para llenar un vacío en tu propia vida, dilo. Comparte esa historia en su sitio web, redes sociales y podrás conectar con sus clientes a un nivel más profundo.

Esta conexión es lo que hace que la gente vuelva una y otra vez, porque las marcas se han convertido en algo más que empresas: se han convertido en experiencias.

Los clientes buscan algo que les hable, y si sienten que pueden relacionarse con otra persona (la que hay detrás) es más probable que se conecten con ella.

Sin embargo, a la hora de comercializar tu marca, también debes identificar qué es lo que usted ofrece que nadie más ofrece.

Concéntrese en las cualidades y beneficios que hacen que tu marca sea única, lo que podrás identificar cuando puedas responder las siguientes preguntas:

  • ¿Qué hace diferente a mi negocio, producto o servicios?

  • ¿Qué haces mejor que nadie?

  • ¿Por qué la gente le felicita?

  • ¿Qué te diferencia de sus competidores?

 

3. CREA UN MENSAJE SIMPLE QUE COMPARTIR.

Tu marca es lo que la gente piensa cuando oye el nombre de su empresa o ven en tu sitio web.

Es toda la experiencia que los clientes tienen con su empresa, y la forma en que le perciben va más allá de su logotipo y su eslogan.

Tener un mensaje claro puede ayudarles a identificar los aspectos clave de quién eres, qué ofrece y por qué eres importante.

Este mensaje será el corazón de su marca. Es la razón por la que la gente te compra, lo que hace que les importe.

Además, tiene muchas ventajas:

  • Ayuda a atraer y retener a los clientes.

  • Ayuda a diferenciar tu negocio de la competencia.

  • Aumenta el valor percibido de tus productos o servicios.

  • Le dice a la gente por qué debería interesarse por su empresa y lo que representa.

Para crear un mensaje de marca que resuene con los clientes, considere añadir tu historia como empresa o personal; tus motivaciones y objetivos; tu promesa de marca y la personalidad.

 

4. INTEGRA TU MARCA EN TODOS LOS ASPECTOS DE TU NEGOCIO

Integrar tu marca en todos los aspectos de tu negocio es clave para dar coherencia.

Su cliente debería poder entrar en su tienda, comprar un producto y recomendarle a un amigo sin conocer su declaración de intenciones. Comprenderán instintivamente lo que haces porque tu marca es clara y coherente.

El logotipo, el eslogan, las normas de atención al cliente e incluso el diseño de su sitio web son partes de la identidad que representan a su empresa.

Si no son coherentes entre sí, su empresa parecerá inconexa o desorganizada. Esto puede generar confusión o desconfianza entre los clientes potenciales.

La coherencia significa que los clientes saben qué esperar de usted cuando interactúan con su empresa.

Para crear una marca fuerte se necesita una estrategia, además de definir a tu cliente objetivo, comprender sus necesidades e identificar cómo perciben tu empresa.

Puedes comenzar por hacerte las siguientes preguntas:

  • ¿Cuál es la misión de mi marca?

  • ¿Cuáles son las ventajas y características de mis productos o servicios?

  • ¿Qué piensan ya mis clientes y clientes potenciales de mi empresa?

  • ¿Qué cualidades quiero que asocien con mi empresa?

  • ¿Cómo puedo influir en ellos de forma positiva?

 

5. SÉ FIEL A TU MARCA

La marca es la esencia de tu empresa y, como toda esencia, debe ser coherente y duradera.

Es importante aclarar que ser coherente y duradero no es sinónimo de estar estancado.

De hecho, es vital innovar en los productos y servicios, pero manteniendo siempre la esencia de lo que somos.

Si cambias seguido el logotipo, el eslogan o cualquier otra cosa en muy poco tiempo, se pierden todos los esfuerzos de marketing realizados hasta ese momento porque los clientes dejarán de reconocer la marca.

Además, cambiar tu marca no solo tiene un impacto visual, sino también psicológico, es decir, tiene un impacto emocional en sus clientes.

Así que si quieres cambiar algo de tu marca asegúrate de que merece la pena, que es una alternativa mucho mejor que la que ya existe y que atraerá más clientes que la anterior. Si tu marca tiene algo bueno, déjalo así y concéntrate en construir algo nuevo alrededor de eso en lugar de arruinar lo que ya funciona.


SI ESTE POST TE HA GUSTADO ¡COMPARTE!

Además, puedes contactarme o agenda una reunión: haz clic aquí

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.